09
Jue, Jul

Caldo de pescados y mariscos estilo Pino

Caldos varios
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

La sopa de pescado es un plato tradicional italiano muy apreciado tanto en el norte como en el sur. Existen numerosas recetas regionales y numerosas variaciones. Os propongo un caldo de pescados y mariscos a mi estilo.

Caldo de pescado y marisco etilo Pino

Ingredientes

Sopa de pescados y mariscos  estilo Pino
  • 1.5 Kg. de pescados para sopa o caldo
  • 100 ml. tomate frito casero o 200 ml. de tomate triturado (opcional)
  • 1 cebolla
  • 2 hojas de laurel
  • Aceite de oliva V.E.
  • 200 ml. de un buen vino blanco
  • 2 dientes de ajos
  • Sal y pimientas
  • 1 cayena

Hoy en día el caldo de pescado se puede hacer con pescado más o menos valioso y con más variedad. Pero, ¿qué receta elegir para una buen caldo de pescado? Os propongo un caldo de pescados y mariscos a mi estilo: ¡con un sabor rústico tradicional!

Hoy para mi caldo he elejido :

  • Gambas
  • Algunas cabezas de pescadillas
  • 2 gallinetas
  • 1 pescadilla
Esto depende naturalmente de lo que encuentro en el mercado en el día que me apetece un buen caldo a mi manera. Como segundo plato he preparado pescadilla al papillote y he reservado las cabezas para el caldo. Además he encontrado dos buenas gallinetas y como siempre acostumbro añadir algunas gambas. Todo a gusto del consumidor.

Preparación y Elaboración

Lavar minuciosamente los dos gallinetas y la pescadilla. Pedir a su pescadero que corte las espinas exteriores a las gallinetas: la aleta dorsal se divide en dos, la anterior se eriza con fuertes espinas. Tener cuidado con ellas; si se pincha tendrá fuertes dolores.

Limpiar las gambas :

  • Coger la cabeza de la gamba, hacer un pequeño giro y tirar.
  • Abrir la columna del caparazón sin quitarlo ( lo necesitamos para preparar el caldo).
  • Hacer un corte transversal por la columna para retirar los intestinos con un palillo cuidadosamente.
1
Saltear las gambas
2
Reservar las gambas
En una cacerola con 2 cucaradas de aceite y una cayena saltear las gambas sin llegar a freirlas del todo. En la misma cacerola, sin necesitad de añadir aceite, saltear el resto de pescado sin llegar a freirlos del todo. Si Usted cree que necesite un poco de grasa, puede añadir un poco de aceite.
Retirar y Reservar las gambas y el pescado en un plato. Los necesitaremos luego. Desechar la cayena.
3
Sofreir cebolla
4
Sofreir el resto de pescado
En la misma cacerola donde se ha dorado el pescado añadir 1 cucharada de aceite. Hacer un sofrito de cebolla, ajo y tomates. Esfumar con el vino blanco y dejar que evapore el alcohol.
Añadir solo el pescado, mezclar moviendo la cacerola. Añadir 1 litro de caldo de pescado, es preferíble que sea casero. Dejar cocinar tapado a fuego lento durante 20 minutos. Luego añadir las gambas y dejar cocinar otros 5 minutos.
5
Colar el caldo
6
Picar el pescado en el caldo
Después de 25 minutos:
  • Colar el caldo.
  • Reservar las gambas, las gallinetas y la pescadilla.
  • Presionar sobre el resto del pescado con un cucharón para extraer todo el caldo posible.
Desminuzar el pescado y las gambas que hemos reservado, quitando todas las espinas del pescado y los caparazones de las gambas. Reservar, si se quiere, unas gambas para comerlas a parte del caldo, es lo que yo hago. Añadir lo que hemos desminuzado al caldo colado. Triturar si os apetece, el resultado será un caldo un tanto cremoso pero líquido. Yo tomo el caldo con tropezones, es como más me gusta.

Ir a la página anterior